Remedios preventivos para el Prolapso Uterino

El prolapso uterino se define como un deslizamiento o caída delútero desde su posición normal en la cavidad pélvica hacia el canal vaginal por un debilitamiento de los ligamentos (músculos y tejidos) que sostienen al útero en la pared de la pelvis.

Debido a que el útero comparte los mismos músculos de sostén con la vagina, la vejiga y recto, cuando éste se desplaza, afecta también a éstos. Por ejemplo, la vejiga también puede ser arrastrada hacia abajo, o quedar presionada, lo que lleva a la incontinencia urinaria o salidas accidentales de orina.

La causa principal del prolapso uterino son los partos repetidos especialmente cuando la mujer ha tenido que pujar muchas horas. La cabeza del bebé actúa como una especie de tronco que golpea contra el músculo perineo, ubicado entre la vagina y el ano, distendiendo así los ligamentos que sostienen al útero.

Otra causa muy común es la menopausia, ya que, en esta etapa, las mujeres experimentan una disminución en los niveles de estrógeno; lo cual debilita y disminuye los músculos que sostienen los órganos de la región pélvica.

La obesidad, igualmente, es un factor a tener en cuenta, porque el peso excesivo ejerce una presión adicional en los músculos de soporte de la pelvis. También el estreñimiento puede incidir en su aparición.

Los síntomas de un prolapso uterino son fuerte dolor, pesadez pélvica, y hemorragias en las estructuras herniadas.

Remedios populares
Todos estos remedios tienen como objetivo evitar las dificultades para orinar o retención de líquidos, facilitar el tránsito intestinal y favorecer el fortalecimiento de los músculos del área pélvica lo que ayuda a prevenir la aparición del prolapso uterino.

Remedio preventivo para el prolapso uterino #1: Usar lavados vaginales con la infusión de las hojas de la frambuesa.

Remedio preventivo para el prolapso uterino #2: Hervir aproximadamente50 g de artemisa y tomar la infusión tres veces al día.

Remedio preventivo para el prolapso uterino #3: Preparar una infusión con las hojas de encina, aproximadamente20 g. por cada litro de agua. Beber en pequeñas dosis tanto al levantarse como al acostarse.

Remedio preventivo para el prolapso uterino #4: Poner cinco hojas de menta en un cuarto de litro de agua caliente. Tapar, colar y esperar que se refresque. Tomar esta preparación muy despacio.

Remedio preventivo para el prolapso uterino #5: Tomar agua de coco verde, ya que éste líquido mejora la circulación urinaria.

Remedio preventivo para el prolapso uterino #6: Consumir frutas como el melón ya que es muy recomendado para las embarazadas, porque sus componentes fitoquímicos ayudan a la formación del feto en la matriz y fortalecimiento del área.

Recomendaciones
Practicar los ejercicios Kegel. Cuando una mujer tiene sus músculos pélvicos fuertes, es muy raro que sufra de prolapso uterino. Con el fin de fortalecer estos músculos, se aconseja practicar a diario los ejercicios Kegel los cuales ejercitan los músculos que controlan el acto de orinar.

Para llevarlos a cabo, orine poco a poco.Contraiga, mantenga esta posición mientras cuenta hasta cinco o diez, y luego suelte los músculos de la base de la pelvis de forma lenta. Trate de realizar 300 Kegel distribuidos al día (30 por la mañana, otros30 a media mañana y 40 en la noche).

No levantar objetos pesados. Cargar objetos pesadas a diario, como, por ejemplo, un niño de 15 kilos, o una bolsa de arena para el gato, podrían sobrepasar los límites fisiológicos de los ligamentos ocasionando la aparición del prolapso. Si de todas maneras debe levantar algo un poco pesado, es necesario ponerse en cuclillas y ocupar sólo los músculos de las piernas y no los de su espalda o abdomen. La mujer que ha sido operada de un prolapso, no debe cargar objetos pesados durante varios meses, de forma tal que pueda sanar completamente de esa área.

No fumar La tos por fumar incrementa la presión interabdominal y, por ello, las mujeres fumadoras tienden más a un prolapso uterino y de allí la necesidad de abandonar el tabaco.

Acudir al doctor si se presenta alguno de los siguientes malestares que indican la presencia de un prolapso uterino:
  • Dolor o sensación de pesadez o de tener llena la parte baja del abdomen
  • Dolor en la parte baja de la espalda.
  • Dificultad para orinar o incontinencia urinaria.
  • Dificultad para defecar o estreñimiento continuo
  • La sensación de estar "sentada en una pelota"
  • Presión pélvica al estar de pie, que disminuye al acostarse.
Es importante consultar con un médico para confirmar si se trata de un prolapso uterino, ya que existen otras dolencias que producen una sintomatología parecida como son un tumor o pólipo en la vagina.

Fuente: www.remediospopulares.com

Frutas Secas

Colesterol

Trafico

Follow by Email