La guanábana destruye las células cancerígenas

Las grandes y verdosas guanábanas resaltan en el puesto de frutas de Marcela Angulo. Desde hace 10 años ella las vende en el mercado Santa Clara –norte de Quito- y sabe de memoria para qué sirven. “Esta fruta tiene bastante vitamina, es nutritiva y muy recomendada por los médicos”.

Cuando habla de la guanábana explica que la compran especialmente personas que sufren de cáncer al colon. “Dicen que limpia el organismo y les deja bien”.

Una reciente publicación del Instituto de Ciencias de la Salud de Estados Unidos revela que, en efecto, esta fruta tiene efectos anticancerígenos. Según ese estudio, destruye las células de al menos 12 tipos de tumores malignos, que aparecen en el colon, pecho, próstata, pulmón, páncreas... Los compuestos -dice la publicación- mostraron que actúa mejor que la quimioterapia y también retarda el crecimiento de células cancerígenas.

Mushtaq Wali, jefe de Oncología que por más de 12 años labora en el Hospital Eugenio Espejo de Quito no da mayor crédito a esta publicación. Él conoce otras investigaciones impulsadas en Perú, pero advierte “que no son tan concluyentes como para decir que ya es un tratamiento contra el cáncer”. “No creemos mucho en eso. Hay que hacer más ensayos clínicos. Yo he escuchado alguna información, pero es preliminar. También hay que hacer una descomposición a la guanábana y ver su contenido”.

La fruta, que mide hasta 10 centímetros de alto y 5 de diámetro y con puntones en todo el cuerpo, fue estudiada por primera vez en 1976. El Instituto Nacional del Cáncer demostró que las hojas y la pulpa destruyen las células malignas. Desde entonces se ha sometido a 20 pruebas de laboratorio más. Leer màs....

fuente: elcomercio.com

Trafico Semanal